sábado, 2 de enero de 2016

SINDICATO DE INTELECTUALES Y ARTISTAS (SIA).

El regalo de Navidad para el sector cultural-intelectual-becario fue oficializar la Secretaría de Cultura. Las únicas Secretarías de Estado que existen para para dar servicio a un gremio son la Secretaría de Educación que trabaja para el Sindicato de Maestros (SNTE) y hoy la Secretaría de Cultura abocada para el Sindicato de Intelectuales y Artistas, (SIA). Se supone que la “cultura es para todos” pero los “hacedores culturales” funcionan como un sindicato, con los mismos inmovilismos, tráfico de influencias y exigencias. El Sindicato de Intelectuales y Artistas, (SIA), es una élite tan clasista y protagónica que pidió comités y reuniones para que les preguntaran cómo querían el plan de trabajo y cuáles eran sus preferencias en materias que dominan como la administración y la “creación de públicos”, aunque el sindicato SIA no logre crear lectores o espectadores para sus respectivas obras maestras. Si ya se trata de pedir y con este ambiente navideño que incita la gula emocional, es oportuno sugerir al Sindicato de Intelectuales y Artistas, (SIA), algunos regalitos que pueden enumerar en su carta petitoria a Papá-Noel-Gobierno. 
Credencial de agremiado al Sindicato de Intelectuales y Artistas (SIA) 
Crear una Subsecretaría de Becarios: el consejo asesor formulará diferentes tipos de becas, incluso post-mortem para que los herederos las cobren. El sistema de becas se suma a los triunfos sindicales del SNTE: sus agremiados pueden recibir un sueldo sin trabajar o entregando un trabajo cada año, y además prorrogar el contrato para terminar lo que no hicieron. 
Dirección de Jubilados de Letras Libres: garantizará la continuidad del acuerdo de contratar a los exempleados de la revista en cualquiera de las muchas áreas que puede generar el ambiguo concepto Cultura
Dirección General de Premios, Rifas y Sorteos: el consejo directivo cabildeará con el  Sindicato de Intelectuales y Artistas, (SIA), la lista de afiliados sin obras y sin libros pero susceptibles de ser premiados; crearán un variado menú de premios y montos; repartirán los puestos de agregados culturales en las embajadas; y cabildearán premios internacionales para los sindicalizados y demostrar que somos un “país de excelencia”. 
Subdirección de Viajes y Excursiones all-inclusive: esta área tendrá mucho trabajo porque se encargará de captar todas las ferias de libros, ferias de arte, bienales, festivales y demás eventos culturales internacionales para pasear a sus agremiados y les inventará actividades para justificar la presencia del mismo contingente de “los intelectuales más importantes e influyentes”. 
Instituto Nacional de la Apropiación: derogará la Ley General de Derechos de Autor para legalizar el plagio en la literatura, las artes plásticas y todas las manifestaciones culturales, lo llamarán apropiación-copy-paste artístico y contarán con un bufete de abogados para defender cada caso. Con esta acción los premios retirados por plagio serán restituidos y sus “autores” serán indemnizados.

Líder, asesores, agremiados, familiares del  SIA. 
Coordinación de Prestaciones Familiares: otorgará puestos de trabajo, becas, estancias en el extranjero, publicación de libros y exposiciones a los hijos y familiares de los agremiados, dedicará asistencia a los que carezcan de talento, estudios o trayectoria. 
Dirección de Etiquetado: los asesores implementarán acciones para que todo quepa en la etiqueta Cultura, por ejemplo, la cultura del cup cake, la cultura del narco, la cultura de la lucha libre, su vocación inclusiva incentivará subvenciones, fuentes de trabajo y puestos administrativos. La desventaja que el Sindicato de Intelectuales y Artistas, (SIA), tiene frente al Sindicato de Maestros, (SNTE), es que una huelga general no causaría ningún problema al país, de hecho, muchos de sus agremiados han mantenido una huelga de creatividad desde hace décadas sin mayores consecuencias para la Cultura. 
Ilustración dibujo en tinta de EKO su sitio aquí 

8 comentarios:

muñequita de ciudad dijo...

Es en serio? Yo por cosas del destino pertenece a ese repudiado SENTE , créeme que yo también lo repudio, es un nido de rateros, corruptos y holgazanes. Amo mi trabajo como artista enseñante y. Ojalá que en un futuro no tenga qué avergonzarme de ser artista al. Igual que ahora lo hago de ser maestra.

El Folcrorista dijo...

Más sugerencias para la SeCul: el Comité Rotativo de Comisiones bilaterales, donde 25 curadores comisionará obras a 25 artistas-becarios-emergentes a cambio de una tajada por los favores recibidos, y el siguiente año éstos artistas serán los curadores del comité rotativo y los curadores pasarán a ser los 25 artistas para recibir -y regresar- las comisiones. Y todos en paquete a los museos de Bellas Artes, como curadores y/o artistas.

El Folclorista dijo...

Perdón por mi desmedido entusiasmo pero tengo que aportar más: De verdad que los cagatintas ya necesitaban el sindicato. Para asegurar manutención y asistencia estatal y para mantener fuera del presupuesto a todos los que se van por la libre, como es el caso de la Maestra Lésper. Ya vimos el embrión de la sección de críticos de arte y anexas en el Primer Congreso (y último por lo que se ve) de críticos de arte en donde lo más importante fueron las ausencias. Los presentes no contaron, nunca lo han hecho… No doy nombres porque este es un comentario amistoso.

Anónimo dijo...

Lo más terrible de éste texto es que parece real si no fuera por el tono irónico. Los escritores mexicanos y los artistas mexicanos han ofrecido un humillante espectáculo al exigir que se les haga caso en la creación de la Seculta. Claramente delatan el nivel de degradación al que han llegado con apenas unas migajas del presupuesto gubernamental. No pueden ser todos los creadores los que han caído tan bajo, los hay independientes y que definen la cultura de la Nación. Pero están dispersos y dedicados a sus publicaciones (cuando las tienen), exposiciones (cuando las tienen) y a ganarse la vida trabajando en lo que sea, para sostener su vocación creadora. Pero todos los que se consideran merecedores del apoyo federal, estatal y municipal, los becarios, los premiados y etcétera son una privilegiada minoría que han acaparado los apoyos y que además son extraordinariamente ruidosos. Cuentan con suplementos, revistas, boletines de prensa, oficinas de difusión, gacetas pagadas, salas de exhibición, museos y festivales de escritores-teatreros-poetas, programas de televisión-radio-internet… Esta enumeración es agotadora y aún no alcanzo a dimensionar la multitud de foros nacionales e internacionales, de redes socialeros, tuiteras activistas y oenegeros que gritan y exigen libros, exposiciones, becas y apoyos, viajes y entrevistas por ser “promotores de la lectura”. Reflexionando en mis propias palabras (eso es título para exigir y obtener una beca, apoyo para un libro y una agregaduría cultural) me doy cuenta de que esta vocinglera multitud como no produce porque dedica toda su energía y tiempo a gritar, protestar, debatir, desfilar necesitan de todo el apoyo y manutención que la sociedad les podamos otorgar.

Galardón Segura, becario dijo...

Maestra Lésper, me va a usted perdonar por lo que hice, pero necesito manutención. Me di cuenta que las personas que se dedican a atacarla públicamente, reciben puestos y premios y privilegios sólo accesibles a los elegidos. Ese camino era hermético e inalcanzable para mí. Mientras pasaba hambre y frío, fui testigo de los actos más extravagantes de apoyo y prebendas recibidos simplemente por atacarla, y tuve que aceptar que encontré la llave del éxito. Como soy un mediocre y nunca conseguiré que mis libros se vendan, mucho menos que se publiquen, decidí atacarla sistemática y metódicamente contradiciendo con insultos, lugares comunes, parrafadas de otros autores cada uno de los temas que ha abordado en sus textos. Apenas se enteraron en el Facebook de mis intenciones, recibí la beca para el Sistema nacional de Creadores, me invitaron a colaborar en Letras Libres como crítico de Arte, el Festival de Poesía de Oaxaca me nombró jurado de poesía, ya me nominaron al Premio Xavier Villaurrutia, al Premio de Periodismo Cultural Fernando Benítez y al Premio Nacional de Ciencias y Artes por la promesa de escribir algún día el libro que se lo merezca. He sido contratado como curador honoris causa perpetuo del FONCA, Bellas Artes y el MUAC. Y me han prometido la agregaduría cultural de la embajada de mi preferencia. ¿Cuál me sugiere maestra?

Idoia dijo...

Jajajajajaja Avelina Lésper... mil gracias por este talentoso artículo de opinión!
Llevado desde la realidad a la ironía de manera fina y divertida! (así es la Señorita Ironía!).
Me ha encantado y los puntos que has tocado son fundamentales.
En el momento en que, por fin, se dan cuenta de que la cultura puede producir dinero... de esa forma que otros ministerios lo hacen... adelante!!! 860 millones de dólares que pueden ser vampirizados en nombre del apoyo y de la difusión de lo que se supone, son bienes públicos intelectuales y artísticos.
Simplemente maravilloso! :-)

VivoSinBeca dijo...

¡El Sindicato debe ser SINDICATO ÚNICO DE INTELECTUALES Y ARTISTAS! El ÚNICO es fundamental para evitar que los independientes, anarquistas y provocadores, (como la autora de este blog) se autodenominen "escritores" o "artistas". Si no puedes presentar tu credencial que te acredita como escritor, lo sentimos, entonces no lo eres. Y el número de lectores, seguidores y Like its que puedas tener, pasarán a ser de los agremiados del Sindicato. El SIA no impedirá que los no agremiados publiquen, pues no vivimos en una dictadura del proletariado, porque aquí, las Letras son Libres.

Lorein dijo...

Jajjajajajajja que buen comentario!!! Lo amé