sábado, 25 de septiembre de 2010

LA IRONÍA




Obra de Maurizio Cattelan, sin título. Maurizio Cattelan en la portada de Modern Painters.

Jeff Koons, Bread with Egg, (a political statement)

Una de las vertientes más explotadas del discurso del arte contemporáneo es la “ironía”. Cambiaron el sentido lúdico del arte, que es la experimentación y la evolución, por la repetición sistemática –todas las obras son hijas de ese Adán que es el urinario de Duchamp- y crearon la ironía. A falta de compromiso serio, pues el chiste, que es impacto fácil. Para qué una protesta comprometida si pueden ser simpáticos, para qué enfrentarse y confrontar al patrocinador y a las instituciones, cuando se tiene vocación de cortesanos. Los artistas contemporáneos han sustituido la antigua presencia del bufón con sus creaciones y ocurrencias, se muestran públicamente como inventores de chistes que arrancan risas para infiltrar reflexiones siempre ligeras, sin riesgo, con la servil intención de agradar. No hay necesidad de adentrarse en las oscuridades de la naturaleza humana si navegando en la superficialidad se consiguen exposiciones, becas y patrocinios. Estamos viviendo una época cargada de desilusión y vacío, y para encubrir su falta de análisis o su incapacidad de encarar la realidad, la devalúan, la relajan y crean obras “divertidas”.

La realidad golpea a la sociedad y a sus individuos constantemente, llegando al grado de deshumanizarlos, la ironía no es un acto de rebeldía, es un acto de evasión y de banalización de los grandes conflictos que vivimos y de nuestras necesidades. En sus ironías plantean problemas irrelevantes que se resuelven con un chiste y por eso las obras siempre parecen terapia psicológica o una perpetua escuela secundaria. Porque la risa es evasora, la ocurrencia distrae, la ridiculez demerita sin cuestionar. Eso otorga al creador una posición cómoda, sin peligro. Si el problema es la “opresión femenina”, la ironía son unos trapos de cocina amarrados a unos enseres domésticos, si el tema es el imperialismo, la ironía son unas orejas de Mickey Mouse, lugares comunes con salidas previsibles.

Es contradictorio que una expresión artística que hace alarde de sus intenciones sociales, humanísticas, etcétera., las aborde con el mayor grado de levedad posible, creando simulacros de la realidad, planteando obras sin consecuencias ni objetivos. Además imponen una reflexión que exige ver la obra con la seriedad que antes negaron, cuando la obra se planteó desde el inicio como una broma. El artista utiliza la ironía ante la contundencia de la realidad de una forma anárquica, en donde es irrelevante que la materialidad de la obra coincida con el mensaje, la explicación se acomoda a cualquier chistorete. Entonces el artista filosofa con nivel de programa cómico serie B de la televisión y nos da sus ideas con chistes materializados, y se supone que esto motiva a la “reflexión”. Por si no fuera suficiente la obviedad de las ideas irónicas, el curador anexa un texto “explicando” el chiste. Esta glorificación del ridículo, que antes era exclusiva del cine de pastelazo sin guión, es ahora el soporte teórico y estético de miles y miles de obras.

En el gran arte, el que se hace con trabajo real y talento, la falta de calidad es motivo de burla, en el arte contemporáneo esa falta de calidad se llama ironía y es motivo de admiración. Explotar al chiste es el camino para no enfrentar que esas exhibiciones en los museos son profundamente monótonas, indiferentes y aburridas, y con la comicidad pretenden atrapar al espectador, atraerlo hacia algo que no despierta admiración, curiosidad o emoción. Esta tramposa utilización de la ironía se convierte en un suicidio para la obra, porque nadie quiere que le repitan un chiste, una vez que la ocurrencia hace acto de presencia esta se anula, exige una nueva y sin embargo la obra tiene la intención de trascender y permanecer en el museo. Al conocer el chiste y sabernos el truco, lo que queda es un despojo triste de la obra.

Esta obsesión de reírse de lo que nos preocupa es parte de la necesidad de ser diferentes, lo que logran es que mientras el repertorio de diferencias se agota, las obras van perdiendo importancia, peso y vínculos con el espectador que no se involucra, al ver que lo que le atañe es para el artista motivo de burla, que su realidad para el arte solo alcanza el nivel del ridículo.

Publicado en Laberinto de Milenio Diario, el sábado 25 de septiembre del 2010.

16 comentarios:

Rodrigo Cifuentes dijo...

Que seguirá una de esas peliculas de " No es otra tonta pelicula de Arte " o algo así.

Saludos.

fernando castillo dijo...

El recurrir al chiste fácil, la simplificación extrema, el dar una última vuelta de tuerca para recabar para sí mismo la atención, es el recurso de aquéllos que no tienen capacidad creativa real. Pero pretenden dejar su impronta desde su propia ineptitud ante circunstancias que le sobrepasan ampliamente. O la propia circunstancia de la obra, es la que es ya de por sí un chiste, como el Adán urinario de Deschamps que señala Avelina. Pero solo un chiste, al que llamo sistemáticamente como "gracieta". Y ese es el mudo de las exposiciones, una espiral de gracietas que pretende ser por momentos más jocosa, alternativa, hiriente, banal o "avanzada sibilinamente" que la anterior.
Más evidente aún en el caso de los artisstass (no hay error mecanográfico; pronúnciese con ese silbante) esté crreando (tampoco lo hay) sobre auténticas obras del acervo histórico de la humanidad, como en el caso de aquella sujeta cuyo nombre no voy a mencionar (me niego a dar publicidad a estos artisstass) cuya "obra" a modo de performance consistía en destruir a martillazos una copia exacta a tamaño real del Moisés de Michelángelo. El mensaje es evidente: veis?, no es para tanto, sólo un conjunto de cascotes de mármol y nada más. Lo que me lleva a una máxima también evidente: es más fácil destruir las Twin Towers con toda su gente dentro, que todo el proceso creativo inverso.
Esta frase del artículo es un compendio de síntesis...:"Porque la risa es evasora, la ocurrencia distrae, la ridiculez demerita sin cuestionar". Ante la ausencia absoluta de elementos que aportar, la banalización chispeante y casposa queda como único elemento de aporte.
Me recuerda demasiado aquél viejo chiste en el que un rapsoda recitaba los versos de Santa Teresa "Vivo sin vivir en mí, y tan alta dicha espero, que muero porque no muero..." ante lo cual, un espectador sin ningún tipo de preparación, creyéndose que se estaba planteando una adivinanza, contesta raudo y a pleno pulmón: !La gallina...¡¡¡¡

jansolo dijo...

"Estamos viviendo una época cargada de desilusión y vacío"

Como bien dices, el hecho de ser politicamente correcto, de no molestar, de ser gracioso pero lo justo, de hacer algo con un "toque" caracteriza estas "estupideces".

Produce obras vanales estupidas y sin sentidos, quizás en el futuro se conozca a esta época como:
"la gran laguna".

Una era oscura donde los pseudoartistas vendidos al vil metal eclipsaron a una de las mas hermosas creaciones del hombre,"el arte".

En ella habitaban estos seres, estos pseudoartistas que solo tenian una "verborrea" típica de la época, de discursos fáciles y de realiti-shows; ellos ni siquiera en sus sueños más creativos podian soñar ser siquiera ser artistas.

Chipola dijo...

Avelina, tu blog mola.
Me gusta mucho.
Fernando Castillo lo ha compartido en Facebook y te acompaño la valoración que le hice allí... creo que cuadra más aquí.
Eres grande, pequeña.

<>

Federico Gómez dijo...

Asi es....

http://fhol.blogspot.com/2010/09/arboles-viajeros.html

Liliana Mercenario Pomeroy dijo...

Querida Avelina,
Excelente guerrera del Arte, como es habitual en tu columna....leí también lo del bicentenario kitch y el otro que señalas "cuál obra será analizada en el futuro"...
Como siempre te felicito , tu labor constante dará frutos muy importantes y trascendentes, mark my words.
Slo quiero sugerirte si vieras la posibilidad de que tu blog tuviera el link a "facebook y twitter" (el milenio tiene link a twitter y a veces fb) talvéz te parezca inecesario o trivial, pero sin duda es otro medio importante de comunicación.....por ejemplo: Arturo Rivera había escuchado hablar de tí, yo le envié por facebook tu link al milenio......solo que no siempre, quién sabe porqué, no siempre se puede enviar....sería mucho mejor que directamente en tu blog estuvieran esos links....nada pierdes, y nosotros tus asiduos y fieles lectores tendríamos la oportunidad de mandárselos a personas que consideramos será importante....piénsalo, no tienes nada que perder.
Por cierto que otra "puntada" que se aventó el gobierno en la celebración fué "echar a volar cientos de palomas" ahí en el ángel de independencia....que bonito!!!!!!! Solo que esas palomas son de criadero y NO SABEN ALIMENTARSE porque son de criadero (o sea corrompidas "domésticadas por humanoides)!!!!! Pero total, solo son "animales"...decoración seguramente...ya que muchas de ellas se quedaron ahí en el monumento pues no tienen idea de a donde ir......éste dato lo obtuve de la columna de Leonora Esquivel, directora y fundadora de Animanaturalis, del periódico El Universal aquí en la web. Como imaginarás mi causa (además del arte) son los Animales no humanos, y todo lo que le hacen a los animales no humanos me lo hacen a mí...como dijera (dicen) alguna vez Jesús pero no de animales sino de los humanoides, creo.......pronto te envío la foto de un cuadro que ando terminando, que tiene por tema el maravilloso mundo creado por la familia bien humanita,con cajita feliz y todo.

Ricardo del Castillo Torres dijo...

Avelina:

El gran desprecio hacia el arte con tecnica y trabajo es muy lamentable. yo soy estudiante de arte y la verdad te lo digo honestamente, entre los alumnos y maestros lo que menos interesa es aprender el oficio, somos flojos, carantes de sensiblidad, pero eso si somos muy buenos para soltar escusas para justificar el porque no podemos hacer una linea derecha. los maestros y alumnos su discurso es que aprender a pintar o dibujar no vale de nada lo que vale es la "propuesta". entramos a estudiar una carrera de 4 años donde nos dicen eso. unas escuelas que te enseñan tanto dibujo, pintura, photoshop, video, instalacion, performance, iluminacion, arquitectura, curaduria, etc. y al finalde tu carrera te das cuenta que no aprendiste nada, porque como dice el refran el que mucho abarca poco aprieta. y depues estan los terminos que si artista plastico o visual que lo de arte ya no existe y ya solo queda el diseño asi que lo nuevo sera el Diseño visual.

uno entra a estudiar creyendo que aprendera la profesion y lo que te enseñan son solo ideas.

estoy francamente decepcionado de este mundo del arte donde lo unico que vale son las amistades para que te den desde una beca, exposicion o hasta programas en la tele.

te pediria porfavor que escribieras hacerca de nosotros de los estudiantes y como estas carreras solo sirven para labar el coco a jovenes. me gustaria mucho que te dieras una vuelta por esa parte y que nos dieras tu mirada de un paisaje tan desolador como son la ENAP y La Esmeralda por ejemplo

El Pancho dijo...

Ironía me parece un término muy sofisticado para aderezar algunas obras que sólo representan la estupidez de quien la crea, la monta o la exhibe. Dudo mucho que la mayoría de los “artistas” contemporáneos conozcan siquiera la complejidad que conlleva tratar de resultar irónico, sarcástico, cómico, etc. Para manejar el humor negro atinadamente es recomendable haber estudiado y comprendido a fondo todos los colores del humor, so pena de quedar estancado en las BURRADAS del ABURRIDÍSIMO gris.

Saludos Avelina, un fuerte abrazo
Francisco Postlethwaite

Gabriel Herrera dijo...

Cada quincena espero con mucha expectación tu articulo en mileneo.
Pienso que tu columna es hoy el unico análisis serio e inteligente, sobre el vacio absoluto de la creacion contemporanea.
Como dice un gran pintor amigo,Gustavo Monroy,Mucho de banalidad y sobrada puerilidad hay en el coleccionismo
de moda actual,que pretende inponer como valor unico y de mercado lo futil,el vacio existencial de las nuevas generaciones.
Seguramente esa sera su voz y su memoria.
Tu articulo "Bicentenario Kitsch" es una valiente denuncia al pobre manejo de las "instituciones oficiales" de este pais.
Hay un pensamiento plasmado por Auguste Rodin que encierra todo lo que tu piensas y sientes por el arte:

Es feo en el arte lo que es falso,lo que es artificial,lo que pretende ser bonito y precioso, lo que sonrie sin motivo,
lo que se arquea o se endereza sin causa, todo lo que carece de alma y verdad, todo lo que no es mas que alarde de hermosura
y de gracia, todo lo que miente.

Tristemente me doy cuenta que los gustos esteticos de los jovenes estan siendo afectados por este gran bonbardeo de arte mentiroso , complaciente y
de absoluta falta de sensibilidad, ojala y tu trabajo ayude a ellos a tratar de encontrar algo que valga la pena al final del camino

Chipola dijo...

Estimada Avelina:
A raíz del comentario de Fernando Castillo, publiqué un comentario en esta entrada y de él sólo ha salido --Mira CHIPOLA DIJO un poco más arriba-- el párrafo inicial.
Y como me gustó mucho tu trabajo y me motivó profundamente, escribí lo que sigue (y que no salió anteriormente por algún designio del destino contemporáneo).

DECÍA ASÍ:
"Y el artículo de Avelina, excelente.
Quedarán las obras actuales como estudio de una época desgraciada de la humanidad con hambres, guerras,problemas que no se solucionaron porque costaban dinero que se guardaba para tener más, como el absoluto que justifica todo lo anterior... millones de muertos de hambrunas, sidas y capitalismos... Y ninguna solución.

ESE SISTEMA CREA ESTE ARTE.

Igual que analizamos la venus gorda del paleolítico africano, o las diosas con muchas tetas de la abundancia, las pinturas rupestres de los primeros sedentarios para saber de ellos y su estrecha cosmovisión, se analizará LA ESCOMBRERA (Una obra de arte contemporánea expuesta en Murcia) porque refleja la mente, la cosmovisión de la ultramodernidad, la ausencia de sensibilidad comunicadora y del sentido solidario.... Una "mierda pinchá en un palo" cuadra perfectamente con la explicación artística e ideológica que se dio a estas obras (Si eres de Murcia, haz memoria y verás que es así)...

Y en unos años se llegará a la conclusión de que el arte de aquella época del siglo XXI en el que la humanidad moría, mataba, se desangraba y destruía su planeta mientras las élites acomodadas amasaban fortunas en sitios secretos y producían tsunamis de pobreza y retraso, se divertían con las ocurrencias bufonescas que dejaban atrás otros momentos históricos y otras obras tan aburridas, sabidas, pelmas, viejunas y carcas como la Capilla Sixtina.

Pero no se analizará más...este será un arte de la tristeza de los tiempos turbios en el que se destruyó mucho de muchos pero fue divertido y gratificante para pocos... cada vez menos como nos enseña la historia.
Esto terminará pidiendo a gritos una revolución.
Como también nos enseña la historia
(¿Sabes qué...? Voy a colgar esto en el blog de Avelina)"
Si ha salido esto, ha salido todo.

Donato Grima dijo...

Querida Avelina, excelente tu texto sobre los artistas "irónicos". Lamentablemente estos personajes operan en bandas bien organizadas con los llamados curadores; es lo que jurídicamente se podría llamar: "ASOCIACION ILICITA EN EL ARTE" El problema de nosotros, los artistas que creemos en el arte como una actitud de vida, es que trabajamos en soledad, por lo tanto dejamos espacios vacíos. Te mando un abrazo.

Valentina Riquelme dijo...

Me gustaría contactarte para una entrevista. ¿En dónde te encuentro?

PERIPECIA dijo...

Efectuar una “protesta comprometida” ¿es una función del arte o una categoría estética?

¿Es en serio y sustentable con honestidad intelectual eso de que la ironía es un “acto de evasión y de banalización de los grandes conflictos…”?

¿Qué responderían Moliere y Lope a la acusación implícita en “la ridiculez demerita sin cuestionar”?

“Esta glorificación del ridículo, que antes era exclusiva del cine de pastelazo sin guión…” ¡Ah! Entonces Aristófanes no quiso ridiculizar a Platón, ni el Bosco al clero ni Goya a…

La del millón: ¿El sentido lúdico del arte está exclusivamente en la “experimentación y la evolución”.

Al final, ¿el ridículo y la ironía, como disparadores de la cosa-objeto de apreciación estética, explican o son los responsables del “mal” arte contemporáneo?

¿O en el apasionado combate contra el arte prostituido, se confunden peras con manzanas?

El creador del Adán, padre putativo del arte contemporáneo (a decir de la crítica), el urinario, diría: “Contra toda opinión, no son los pintores sino los espectadores quienes hacen los cuadros”.

A propósito de manzanas: también es una ironía en el oficio de francotirador, el colocarse en la posición más cómoda y segura para asesinar.

PERIPECIA dijo...

Fe de erratas:
Fue Sócrates y no Platón el filósofo aludido en Las Nubes (423 a. C.)

Nadezh! dijo...

Hace unas semanas fuí al muac, me preguntaba: ¿tú, cuando vas pides visita guiada, o te ha tocado estar cerca cuando dan una?. Se me quitaron las ganas cuando un muchacho explicaba la obra de "periodicos tendidos sobre el piso". ¿qué opinas de la exhibición de Arte Povera?.

Por cierto, me gustaría invitarte nuevamente a ti a tus lectores a visitar la exhibición colectiva del taller de cerámica donde participo en la ENAP:

http://nadezh.blogspot.com/2010/10/inauguracion-de-involucion.html

Se inaugurará el próximo martes 5 de octubre a las 18 horas.

Saludos muy cordiales!

Avelina Lésper dijo...

Claro que pido la visita guiada, es el sumun de la estulticia, si quieres comprobar la necedad de un argumento, pídela. Y ojalá todos te acompañen en tu taller y que vean las cápsulas de arte al instante en tu blog.